Atención

Búsqueda avanzada
Buscar en:   Desde:
 
Los académicos pontificios del mundo en la Asamblea de Roma: debates y estrategias transnacionales (en prensa)
Gabriela Irrazábal.
En Gimenez Beliveau, Veronica, Religión y movimientos: circulaciones, expansiones, migraciones. Verónica Giménez Béliveau (Compiladora). Buenos Aires (Argentina): Eudeba.
Dirección estable:
Resumen
Este artículo no pretende ser un análisis del magisterio o la doctrina de la Iglesia Católica en relación a la bioética. Se trata más bien de ubicar, a partir de una serie de documentos de la Iglesia, el derrotero que ha tenido la bioética y que la ha llevado a ocupar un lugar privilegiado dentro del catolicismo y a la conclusión por parte de la jerarquía católica de que la bioética debe ser materia de aprendizaje y actividad apostólica tanto para laicos como religiosos. La Academia Pontificia para la Vida es una institución establecida por Juan Pablo II en 1994 para promover y defender los valores de la vida humana. Su misión específica es la de estudiar, informar y formar en lo que atañe a las principales cuestiones de biomedicina y derecho, relativas a la promoción y a la defensa de la vida, sobre todo en las que guardan mayor relación con la moral cristiana y las directrices del Magisterio de la Iglesia. Aquí describiré mi experiencia de observación participante en el workshop sobre infertilidad realizado en el marco de la última Asamblea General de la Academia Pontificia para la Vida (febrero de 2012) y la audiencia de los académicos pontificios con Benedicto XVI. El taller denominado The management of infertility today? es una actividad de la que participan los miembros de la Academia y que permiten la participación de personas externas (según lo establece el estatuto).
Creative Commons
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.
Para ver una copia de esta licencia, visite https://creativecommons.org/licenses/by-nc-nd/4.0/deed.es.